Huelva Farmacia Paus Wordpress veroño

Guía práctica para sobrevivir al veroño

Cuando parecía que ya íbamos dejando del verano atrás y que poco a poco empezaban a bajar las temperaturas, llega una nueva ola de calor.

Esta ola de calor, que pone a muchas provincias en alerta por la repentina y drástica subida de temperaturas, es el caldo de cultivo perfecto para los primeros resfriados otoñales. ¿Quieres saber cómo sobrevivir al veroño? ¡Sigue leyendo!

Después de un verano inusual, con un julio fresco y un agosto caluroso, septiembre no nos da tregua. La ola de calor que entra esta semana promete despedir septiembre por todo lo alto.

Lo primero que tienes que tener en cuenta es que necesitas protegerte de este sol. Siempre decimos que la protección solar hay que usarla durante todo el año, especialmente en la cara, pero durante las épocas de calor intenso es prácticamente obligatorio.

Una buena crema solar evitará problemas de envejecimiento prematuro (arrugas, patas de gallo y otros amigos), además de prevenir la aparición de problemas más serios.

Pero sobre todo el principal problema es que la mayoría hemos vuelto a la oficina y al volver a la oficina volvemos también al aire acondicionado. Los cambios de temperatura bruscos entre el interior y el exterior son el motivo por el que se producen tantos resfriados durante los picos de calor.

Para evitar, en la medida de lo posible, estos cambios de temperatura es importante poner el aire acondicionado a una temperatura razonable. No tenemos que estar en el Polo para estar fresquitos: con una temperatura de 24 grados es más que suficiente para no pasar calor.

El segundo paso es mantener una buena hidratación durante todo el día. Estos días de excesivo calor nos van a exigir más agua. ¡Es más importante de lo que crees! Nuestro cuerpo necesita agua para funcionar y en épocas de calor intenso, como esta semana, es aún más importante mantener un buen nivel de hidratación.

Como si fuera agosto, evita salir a la calle durante las horas principales del día: de 12 a 16. Sabemos que en septiembre es más difícil porque, como hemos dicho, muchos hemos vuelto al trabajo al cien por cien. Sin embargo, en la medida de lo posible evita exponerte en horas de altas temperaturas.

Por supuesto, protege también tus ojos. El sol puede dañar la vista más de lo que crees. Por eso, ten siempre a mano unas gafas homologadas que cuiden bien de tus ojos.

Hidratación, prudencia, protección solar… ¡Y paciencia! Aprovechemos para disfrutar las últimas horas de playa de la temporada porque… ¡Luego tendremos que esperar hasta mayo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>